deshielo

Deshielo, de fernandoprats

Comprar DESHIELO / Add to Cart
ISBN 978-1-4478-0340-9

En época de Deshielo, las palabras se deshacen y vuelven a formarse, con jugando nuevas otras lecturas, tal vez. Segunda parte de la threelejía poética “Al català”, iniciada con “Corto y afilado”.

La cacería de las percepciones

Acuchillado por el éxtasis, cuesta escribir, también resulta difícil evitar hacerlo. La noche me envía un poemario de Fernando Prats. De repente, como si de una hormiga se tratara, veo las palabras danzar sobre una página en blanco. Algunas hieren, otras sonríen, las más susurran y todas callan al tiempo que prenden en llamas.

Leo como si estuviera frente a un espejo, leo sin acabar de leer. Una palabra basta. Lees tilingo y te precipitas hacia el abismo, luego subes. Un poemario mínimo, enredado, donde cada idea abre muchos caminos. A veces leo en Fernando Prats palabras-imagen que cortan el aire, otras que restauran latidos. Acabo y me rindo, la cama me espera. Mis pensamientos dejan de ser, por unos momentos, frases compulsivas. Me animalizo y sin quererlo, muy a su pesar, Ferran Prados me presta su alma.

Tengo miedo, el deshielo ha convertido en pradera lo que antes era bosque frondoso. Las palabras se deshacen y vuelven a formarse otra vez. Me siento desnudo, todo se ha convertido en superficie. Los prejuicios disfrazados de pasados se han desvestido de futuro. Leo en Deshielo un augur. Tomo la vocal alada, me tomo un café.

Llega el momento de la cruz, la moneda de la doble cruz. Releo. Revivo el amor que todavía se está hiendo y que hace mucho tiempo que ya se ha ido. Veo un círculo, un toma y daca a modo de cuerda que ata y que desata el delirio. Esto para mí es deshielo, aunque ahora sea verano, cuando lo leo. En invierno también leeré, deshielo.

Fernando, respiras ternura. Te hablo a ti como si fueras Fernando, porque yo también me he sentido Prats. Me he pinzado la espalda, me he machacado los ojos. Mucho tiempo correteando entre estos versos, me he quedado enganchado. El dolor me avisa, parece que se haya parado el tiempo, pero no, el malestar cervical me lo ha dejado claro.

Me arqueo en tus prados. Tibio y quedo, como una gota que amenaza con no desprenderse y que sin embargo acaba por precipitarse. Lobo que arrulla, mi contralogo, porque ahora que debo estar de vuelta me he quedado del revés. El deshielo de Fernando ha convertido mi cabeza en mis pies. Te aseguro que contigo hará lo mismo.

Fundes sexo con texto, hablar por hablar con desdoblar. Lo fundes pero no lo confundes porque lo tuyo es abrir caminos, no cerrarlos. El agua vuelve al arroyo, los caminos por fin son transitables después de un duro infierno con “f” de verano. Fernando lector, porque todo lector aunque ahora no se dé cuenta tendrá luego algo de Fernando. Fernando, tú que estás leyendo estas palabras no te demores. Sigue el camino. Comienza tu deshielo, luego intenta no volver a leértelo jamás, a mí ya me ha resultado imposible, de momento cuatro veces.

Un, dos, tres. Si digo algo más diré demasiado sin decir nada… Por favor, pasen y sientan.

Roman Aixendri, Campredó/Barcelona, julio de 2011.

# # #

immadencity, buenos aires contemporary architecture according to fernandoprats · deshielo · a taste of immadencity · below the surface · whe(re)n ? · objects subjects · Shapes and Shapes (formas y formas xl) · Motivo y variación sobre el fortuito encuentro con Thomas Bernhard · formas y formas · Corto y afilado · Una al día · Como volver a casa, pero no · Olores, palabras, rincones · De la risa a la rabia

3 thoughts on “deshielo

  1. […] Su publicación está prevista en octubre 2011. […]

  2. […] · deshielo · a taste of immadencity · below the surface · whe(re)n ? · objects subjects · Shapes and […]

  3. […] · deshielo · a taste of immadencity · below the surface · whe(re)n ? · objects subjects · Shapes and […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *